La gripe es una enfermedad de tipo vírica que se propaga fácilmente. Es por ello que hay que tener especial cuidado en cómo cuidar a nuestros mayores cuanto tienen gripe, pues son uno de los grupos más sensible al contagio. Normalmente, la gripe se contrae a través de la tos y estornudos o llevándose las manos a los ojos, la nariz y la boca después de haber tocado algo infectado.

Es por esto que, nunca está de más prevenir a nuestros mayores del contagio de la gripe, ya que puede ser peligroso para su estado de salud. Si están enfermos, pueden surgir problemas y resentirse aún más. Como se suele decir, más vale prevenir que curar.

Hay que prestar mayor atención durante las estaciones de otoño e invierno cuando el clima es más frío. Como hemos dicho, toda precaución es poca, por eso es necesario una serie de medidas para proteger a los mayores del virus. 

Prevenir la gripe en personas mayores

  • Los mayores de 65 son el colectivo más afectado por la gripe. Vacunarse para protegerse contra el virus y hacerle frente es el mayor escudo, ya que la edad supone un factor de riesgo aunque no exista otra enfermedad o trastorno.
  • Nada más presente los primeros síntomas, como puede ser tos seca, cierto malestar acompañado de dolor muscular, debe acudir al médico. Un diagnóstico temprano puede reducir el riesgo de que la gripe vaya a más.
  • Además, es importante en estos casos, beber mucha agua y otros líquidos para estar hidratado y que el organismo esté preparado para combatir la infección. Se aconseja permanecer tumbado para que el cuerpo no se debilite aún más.
  • Lavarse las manos y evitar el contacto con objetos en los que pueda haber restos de saliva u otras secreciones de personas infectadas.

Y es qué, cuidar a nuestros mayores para prevenir el contagio es muy importante antes de que sea más grave. Si los síntomas permanecen, es el momento de lidiar con la gripe. Para ello, es necesario una serie de pautas para cuidar, lo mejor posible a la persona y que su salud no empeore.

¿Cómo cuidar a nuestros mayores cuando tienen gripe?

  • Lo primero de todo es acudir al centro de salud y que sea valorado por un médico para que emita un diagnóstico. No automedicarse.
  • Por norma general, se recomienda reposo y recuperación en el domicilio, a no ser que presente complicaciones graves. En caso de que el enfermo tenga dificultad para respirar, dolores abdominales, vómitos o mareos y fiebre continuada, es mejor acudir a urgencias y evitar riesgos.
  • Tomar el tratamiento recetado por el facultativo para aliviar los síntomas y procesos gripales.
  • Mantener un ambiente húmedo que ayuda a eliminar mocos. Se puede ayudar de humificadores y vaporizadores.
  • Mantener una dieta equilibrada y saludable que ayude al sistema inmunitario del enfermo. Las bebidas calientes y caldos son buenos remedios para aliviar los síntomas del resfriado y de la gripe, además de descongestionar la nariz y reducir las secreciones nasales.

Todos estamos expuestos al contagio de la gripe pero en personas mayores la enfermedad puede ser más grave. Por eso, toda precaución es poca a la hora de prevenirla. Por último, si notas los primeros síntomas de gripe en algún familiar mayor o sospechas que pueda haberse contagiado, acude al médico.